martes, 15 de marzo de 2016

El trono de barro. Jaque al duque de Lerma, de Teo Palacios















Datos técnicos:


Título: El trono de barro
Jaque al Duque de Lerma
Autor: Teo Palacios
Editorial: Edhasa
1ª edición: 2015
Idioma: Castellano
Encuadernación: Tapa dura con sobrecubierta
ISBN: 9788435062909

Nº páginas: 512


Sinopsis:

Francisco de Sandoval, joven noble desesperado por su inexistente herencia, descubre una forma de medrar: abandonar a su amante, Juana, y casarse por conveniencia con Catalina de la Cerda. Con ello, Francisco iniciará un rápido ascenso social hasta convertirse en la mano derecha y valido del rey emperador Felipe III.

Sin embargo, su rápido ascenso estará sembrado de polémica y muchos serán sus enemigos. Enfrantado a la propia reina, Margarita de Austria, incluso su antigua amante buscará su caída. Francisco de Sandoval, para el mundo y la fama ya reconocido como el duque de Lerma, es uno de los personajes más notables de la España de los Austrias. Gobernó el imperio con el atrevimiento y el desdén del aventurero que probablemente era mientras, enfrentado a su amante y a la propuia reina, Margarita de Austria, las inrigas palaciegas siembran de odio y muerte las calles de Madrid. Sin duda, un trono de barro...


Opinión Personal:


Ya me tardaba el hecho de que Teo Palacios (Dos Hermanas-Sevilla, 1970) ofreciera a sus lectores una nueva novela para su uso y disfrute, después del deleite que supuso para mi el sumergirme entre las páginas de La predicción del astrólogo, mi primera experiencia con su narrativa. Pero ese deseo se convirtió por fin en realidad al ver que un nuevo retoño literario suyo llegaba a las librerías, esta vez de la mano de Edhasa: El trono de barro, con el subtítulo de Jaque al duque de Lerma: una novela en la que da un salto considerable en el tiempo, pues si en la anterior sitúa la trama en el siglo XI, en esta nos lleva a la España de los Austrias en donde nos presenta a una figura un tanto olvidada, como es Francisco de Sandoval y Rojas, más conocido como el duque de Lerma, el valido del rey Felipe III, conocido como El Piadoso.

Aunque, sin embargo, he de reconocer que, en un primer momento, me costó algunas páginas el ponerme a bien con esta novela, pues quizás mi subconsciente estaba influenciado todavía por el poso que dejó en mi la anterior publicación de este autor nacido en tierras sevillanas. Pero ya pasados esos momentos críticos, por llamarlos de alguna manera, disfruté de lo lindo con la magnífica lección de historia que nos imparte en El trono de barro.
                                                                                                                              (Duque de Lerma-Rubens)
Y es que El trono de barro no es una novela de ficción histórica al uso, sino que, en mi modesta opinión, es como una crónica novelada de la vida y obras del I duque de Lerma y cardenal de San Sixto, en la que el lector presencia, desde un lugar privilegiado, todas las triquiñuelas y artimañas que este hombre utilizó para medrar aprovechándose de su cargo de valido del rey. De hecho, me dio la impresión, en muchos momentos de la lectura, de que no estaba viajando literariamente a esa época, sino que los hechos que se relataban bien podían estar ocurriendo en estos momentos. Sí, el lector ha leído bien, no me he confundido, y es que este personaje puede decirse que es el precursor de otros muchos que han actuado del mismo modo que él en nuestros días y en nuestro país, por desgracia.

Pero Teo Palacios, pese a que en El trono de barro nos ofrece una verdadera lección de un período relevante de nuestra historia, sabe cómo presentarla a quienes estén interesados en ella. Aunque por delante tenemos poco más de 500 páginas, no estamos ante un tocho pesado y aburrido; todo lo contrario: estamos ante una lectura diría que amena, dinámica y con un ritmo fluido, al mismo tiempo que instructiva, en la que el lector disfrutará de los detalles que muy posiblemente en una clase tradicional de Historia no se le ofrecerían, como las intrigas palaciegas, los líos de alcoba, los intereses creados y escenas que se nos describen que bien podrían formar parte, perfectamente, de un thriller: incluso no falta algún que otro asesinato.

Me ha sorprendido que estemos ante una novela que puede decirse circular. Y hago este comentario al respecto, porque no me esperaba el final que se nos ofrece, pese a que sabemos que los hechos históricos que nos relata el autor son los que tuvieron lugar en aquella época, lo que nos indica que hay una exhaustiva labor de documentación al respecto, con las consabidas licencias que se suelen tomar habitualmente en estos casos, pero siempre acercándose a lo ocurrido en aquel entonces. Ya dejo a juicio del lector que deduzca si he acertado en mi conclusión, una vez llegado el desenlace de la trama. Lo que si queda claro es que el autor sabe qué técnica narrativa utilizar para atraer la atención del lector.
(Felipe III)
Teo Palacios utiliza la figura de un narrador omnisciente, a lo largo de los 41 capítulos más el epílogo en que está estructurada la novela, aunque en muchas fases de la misma, tal y como se relataban los hechos, me parecía que era una voz en off quien me narraba lo que sucedía, pues por momentos me daba la impresión de que estaba viendo un documental ambientado en aquella época, aunque sin apabullarme con datos y hechos históricos, sino que están perfectamente dosificados. Y, a medida que avanzaba el mismo, iba familiarizándome con los personajes que me presentaba el narrador, todos ellos perfectamente definidos, y por supuesto que creíbles, porque están retratados lo más fielmente posible, siendo todos ellos prácticamente históricos, salvo tres o cuatro que tienen un papel poco relevante en el desarrollo de la trama, de entre los cuales destacaremos a los que aparecen en los primeros capítulos, pues serán los que sobresalgan de entre el elenco de personajes que nos encontramos a lo largo de la novela, como Juana Maldonado, Lorenzo Ferrer, Baltasar de Zúñiga o Catalina de la Cerda, la esposa de Francisco de Sandoval y Rojas, sin olvidarnos, por supuesto, de Felipe III y la reina Margarita. De estos capítulos, resaltaría el 41, porque mientras lo leía me volvía a suceder lo que comenté ya en alguna fase de esta reseña. Pero no tenga el lector la tentación de ir a él directamente, porque se perdería toda la miga que tiene la novela, y sería una pena el perderse todo lo que ocurre en torno a este personaje.


Biografía:



(Dos Hermanas, 1970) ha desarrollado su labor profesional en el márketing y el diseño. Actualmente colabora asiduamente en diversas publicaciones periódicas (Cambio 16, Cuadernos para el Diálogo) y forma parte del comité organizador de las Jornadas de Literatura Fantástica de Dos Hermanas, además de impartir cursos y talleres de creación literaria. Su primera novela, Hijos de Heracles (Edhasa, 2010), tuvo una gran aceptación por parte del público y la crítica. La Predicción del Astrólogo (Ediciones B) fue su siguiente publicación. 



Nota: Datos técnicos, sinopsis y biografía tomadas de la web de la editorial. Láminas que acompañan al cuerpo de la reseña y fotografía del autor, de google imágenes. 

24 comentarios:

  1. Una estupenda reseña Paco aunque ahora mismo no me apetece demasiado este libro.

    ResponderEliminar
  2. Tengo pendiente al autor desde que sacó su primera novela. Ahora mismo estoy con una historia ambientada casi en el mismo tiempo, así que esta tendrá que esperar, pero seguro que acaba cayendo.

    Un abrazote.

    ResponderEliminar
  3. No es un personaje ni un periodo histórico que me atraigan mucho, la verdad. Esta vez, aunque sea del género histórico (mi favorito) lo dejo pasar.
    Gracias, Paco. Un beso

    ResponderEliminar
  4. Quiero leer algo de este autor pero empezaré por otro título ya que este no me llama tanto
    Besos

    ResponderEliminar
  5. A mi no termina de convencerme esta historia. No me atrae lo suficiente la trama y creo que no la disfrutaría como tu.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Pues aunque tu reseña lo hace muy atractivo, este periodo histórico no me atrae demasiado.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. Aunque últimamente leo poca novela histórica me ha llamado la atención lo que cuentas, me encantan las intrigas palaciegas.
    Tomo nota.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Me gusta la novela histórica y este tiene muy buena pinta. Un besote

    ResponderEliminar
  9. Pues tomo nota para la Yincana! Además no lo conocía, gracias
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Tiene muy buena pinta, la novela histórica me gusta.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Yo ya lo leí, y me encantó... me encanta que lo hayas disfrutado!
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Gracias por la reseña, es un libro que tiene muy buena pinta.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Pues me lo apunto sin pensarlo porque creo que podría gustarme mucho.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Una figura olvidada pero digna de estudio Paco. Tiene muy buena pinta el libro de mi paisano.

    ResponderEliminar
  15. Estupenda reseña. No conocía este libro y me lo apunto, que creo que me va a gustar mucho.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  16. Aunque no me gusta mucho la novela histórica, este libro parece interesante.

    ResponderEliminar
  17. No he leído nada del autor, aunque he oído cosas magníficas de él. Esta novela parece una gozada, y la reseña te ha salido magnífica Paco. Sin duda me tengo que poner con él. Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Cuando estuve en Lerma, me di cuenta de que algunos temas de especulación urbanística no han nacido en esta época. Tremendo el duque

    ResponderEliminar
  19. Este lo dejo pasar. No me convence ahora mismo.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  20. Uy, Paco, que yo no he leído nada de Teo Palacios todavía y a veces lo tengo tan cerca... ¡Qué bochorno! Tendría que ponerme las pilas con este autor ya. Besos.

    ResponderEliminar
  21. Este podría disfrutarlo, va a la lista
    besos

    ResponderEliminar
  22. Se ve que disfrutas con este período histórico, no es mi caso, así que lo dejo pasar.

    ResponderEliminar
  23. Lo tengo fichado, que tengo muchas ganas de leer algo de este hombre =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  24. Tengo esta novela pendiente, me apetece muchísimo leer a Teo. Sólo necesito hacerle un hueco entre los compromisos.

    ResponderEliminar