lunes, 12 de junio de 2017

Sumergido en...24/2017













Comenzamos una nueva semana del mes de junio, con el verano llamando a las puertas -aunque por el sur ya se presentó con mucha fuerza-. En lo que a lecturas se refiere, había comenzado El sueño del árbol (enlace), de Sara Mañero, pero solo llegué al 36% de la novela -la leía en formato digital- y no me terminaba de enganchar. Cuando me pasa algo así, prefiero abandonarla y dejarla aparcada a un lado: no sería las primera vez que retomo una novela y la veo con otros ojos


Después le tocó el turno a la novela de Mario Villén Lucena, El escudo de Granada -editada por Seleer en papel, pero autoeditada en Amazon- (enlace Amazon). Ya adelanto que es una novela de ficción histórica que me gustó mucho: una sorpresa muy agradable. Como bien dijo Eva María Martín Martín, la administradora del blog La historia en mis libros (enlace a su reseña),  en su reseña, "no siempre detrás de una gran historia hay una gran editorial".

Sinopsis: 

Granada se convulsiona, Muley Hassan ha muerto y el pueblo clama por un nuevo líder capaz de hacer frente a los cristianos. Su hijo Boabdil y su hermano, conocido como el Zagal, luchan por el trono mientras los reyes de Castilla y Aragón se aprovechan del enfrentamiento y conquistan las fortalezas fronterizas, poniendo un cerco sobre Granada.
En este escenario de inestabilidad aparece en la fortaleza de Moclín un cristiano que promete ayudar a los granadinos a cambio de quedarse en sus tierras. Moclín, castillo inexpugnable que recibió el título de “Escudo de Granada”, asentado en la frontera con Alcalá la Real, se convierte en objetivo de los cristianos para la próxima campaña.
Las vidas de sus habitantes se ven sacudidas por la inminencia de un ataque que puede desbaratarlas por completo. Tienen menos de un año para preparar la defensa y los reyes cristianos ya han demostrado que poseen todo lo necesario para vencer: un inmenso ejército, artillería y la convicción de que su guerra es santa.
El cristiano se asienta en Moclín, donde vive un proceso de conversión que no siempre le resultará fácil. Sus vecinos lo miran con desconfianza y se preguntan por los motivos que lo han llevado a traicionar a los suyos. Tendrá que ganarse su confianza y hacerse un lugar entre ellos. 
La historia sirve de marco para esta novela en la que los verdaderos protagonistas no son los sultanes ni los reyes, sino personas sencillas que viven en tiempos tempestuosos, procurando salir a flote entre los restos del naufragio de un reino.  (228 pág., tapa blanda)

Ayer domingo empecé a leer la nueva novela de Mª Ángeles López de Celis, La Diputada, de quien ya leí Las crónicas de Armikelo (enlace reseña). 


Sinopsis: 

Macarena es una mujer al filo de los cuarenta que, tras una trayectoria fulgurante en la empresa privada, entra en la política en las filas de un nuevo partido, donde pronto se convierte en la mano derecha de su secretario general. Elegida diputada, asume sus responsabilidades con una firmeza y dedicación que enseguida le pasan factura en su vida privada y procuran muchos y peligrosos enemigos.
La crisis estalla cuando la prensa publica un turbio asunto que salpica a su familia y se hace eco de los rumores que apuntan a que su marido se ha valido del cargo que ella ostenta para sus negocios. A partir de ese momento, con su matrimonio a la deriva y puesta en tela de juicio por sus correligionarios, Macarena se enfrentará a la cara más amarga de la política y al linchamiento mediático. Una batalla de la que es imposible salir indemne. (324 pág., tapa blanda con solapas)

17 comentarios:

  1. Disfruta de tu lectura y feliz semana.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Disfruta de las lecturas, ya nos contarás qué tal.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. A mí también me ha pasado dejar un libro porque no me gustaba mucho, y en otro momento volver a cogerlo y disfrutarlo mucho; hay momentos para todo :-)
    Sigue disfrutando de la semana :-)

    ResponderEliminar
  4. Pues muy buenas lecturas, la de El escudo de Granada es la que llama más mi atención. A ver que nos cuentas. Sobre la lectura frustrada, opino como tú, cuando no me acaba de enganchar, prefiero dejarla a un lado y leerla en otro momento en que este más receptivo. Feliz semana. Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Disfruta de las lecturas y de la semana.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. La diputada la tenía en el punto de mira pero me fui olvidando. Feliz semana y disfruta de las lecturas!
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  7. Disfruta de tus lecturas Paco. Besos

    ResponderEliminar
  8. La Diputada no me gustó demasiado, ya me dirás que te parece a ti.

    Besitos y Feliz semana!! 💋💋💋

    ResponderEliminar
  9. No me llaman demasiado ninguna de tus lecturas, pero a ver qué te parecen a tí
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Disfruta de tus lecturas y ya nos vas contando, estaré pendiente de tus impresiones de la novela histórica.
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. De Mario Villen leí otro que me gustó así que estaré atenta a lo que nos cuentes de este
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Una pena lo del sueño del árbol que tenia apuntadisima, igual no es el momento. Espero tu opinión de la diputada, de la que las opiniones son muy variadas. Disfruta de las lecturas.

    ResponderEliminar
  13. Hola Francisco,

    A mí es que me da rabia dejar las lecturas a medias... supongo que las manías no las cura el médico, jeje
    Yo esta semana sigo con una lectura de la semana pasada, La galería de los susurros y no sé si comenzaré alguno libro... si es así, elegiré algo ligero!! ;)

    ResponderEliminar
  14. Yo soy muy cabezota para aparcar lecturas, pero últimamente voy mejorando en ese aspecto, jajaja.
    A ver qué nos cuentas de esas lecturas.
    Feliz semana,
    besos.

    ResponderEliminar
  15. Disfruta de las lecturas y feliz semana!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  16. Acabo de leer tu reseña de El escudo de Granada. A ver qué cuentas de La diputada, que a priori no me atrae mucho.
    Besos

    ResponderEliminar