miércoles, 31 de mayo de 2017

La sombra del viento, de Carlos Ruiz Zafón





















Datos técnicos:


Título: La sombra del viento
Autor: Carlos Ruiz Zafón
Editorial: Planeta
Edición: 69 impresión, abril/2016
Idioma: castellano
Encuadernación: tapa dura con sobrecubierta
ISBN: 978-84-08-04364-5
Nº pág.: 576


Sinopsis:

El Cementerio de los Libros Olvidados, el cuarteto de novelas que arranca con La Sombra del Viento y sigue con El Juego del Ángel, se ha convertido en la gran saga novelística en curso de nuestro tiempo. La leyenda comenzaba en el año 2000, cuando Ruiz Zafón culminaba su primera novela para adultos y estaba a punto de dar a conocer un libro mágico que cambiaría el panorama literario, y que hoy sigue ganando el corazón de miles de lectores en todo el mundo.
Un amanecer de 1945, un muchacho es conducido por su padre a un misterioso lugar oculto en el corazón de la ciudad vieja: El Cementerio de los Libros Olvidados. Allí, Daniel Sempere encuentra un libro maldito que cambia el rumbo de su vida y le arrastra a un laberinto de intrigas y secretos enterrados en el alma oscura de la ciudad. La Sombra del Viento es un misterio literario ambientado en la Barcelona de la primera mitad del siglo xx, desde los últimos esplendores del Modernismo hasta las tinieblas de la posguerra.
Aunando las técnicas del relato de intriga y suspense, la novela histórica y la comedia de costumbres, La Sombra del Viento es sobre todo una trágica historia de amor cuyo eco se proyecta a través del tiempo. Con gran fuerza narrativa, el autor entrelaza tramas y enigmas a modo de muñecas rusas en un inolvidable relato sobre los secretos del corazón y el embrujo de los libros cuya intriga se mantiene hasta la última página.



Opinión Personal: 
 


Carlos Ruiz Zafón era uno de mis eternos autores pendientes. El hecho de que la publicación de la última de las novelas que conforman la saga de El Cementerio de los Libros Olvidados, El laberinto de los Espíritus, así como la publicación conmemorativa para celebrar los 15 años de la primera edición de La sombra del viento, sirvió de espoleta para que, por fin, leyese algo de uno de los autores contemporáneos españoles más leídos en los cinco continentes.

Quienes visitan este blog, saben de mi afición a las novelas en las que la metaliteratura está presente. Por eso me dije que La sombra del viento era una muy buena elección para saldar mi deuda lectora con Carlos Ruiz Zafón. Por lo que las expectativas puestas en su lectura eran muy altas; aunque en mi caso no se llegaron a cumplir, sí puedo decir, sin embargo, que fue una buena lectura y que, sin duda alguna, la recomiendo, sobre todo para quienes gustan de esas novelas en las que los libros y todo lo que gira en torno a ellos está muy presente. Y es que en algunos momentos, su lectura se me hizo un tanto cuesta arriba, sobre todo cuando se relataban historias intermedias que, en mi modesta opinión, interrumpían el ritmo narrativo, porque la gran mayoría de los episodios eran muy absorbentes. Memoria de aparecidos fue la parte que más me ralentizó la lectura. Entiendo que La sombra del viento se pudo haber cerrado de forma que no se rizara tanto el rizo, porque prácticamente las últimas cien páginas conforman el desenlace de la trama: me dio la impresión de que el autor me presentaba un cierre por entregas. Un desenlace en el que algunas situaciones me parecieron poco creíbles y otras eran previsibles. Quizás en su momento esto fuese novedoso; y la historia que nos ofrece Ruiz Zafón, más todavía: a principios de este nuevo milenio en el que vivimos, poca metaliteratura se escribía. Pero, repito, no dudo en recomendar su lectura porque tiene los ingredientes necesarios para que el lector disfrute de la narración que nos hace Daniel Sempere, el protagonista, en primera persona; ya que, como digo en estas ocasiones, lo que acabo de comentar es una impresión mía. Aunque también he de reconocer que, al ser narrada en primera persona, la información que no puede recabar Daniel Sempere la recibe en forma de diversos relatos, como los que acabo de comentar.

De nuevo, y como suelo hacer en mis reseñas, no comento nada sobre el argumento, sabiendo el riesgo que corro al poder desvelar episodios claves del mismo. Para ello ya tiene el lector la sinopsis que, en la gran mayoría de los casos, nos da una clara idea de lo que nos vamos a encontrar a lo largo de las páginas que conforman la novela.
(Calle Arco del Teatro-Barcelona)
En mi modesta opinión, Barcelona es, para mí, una de las ciudades españolas más literarias: sus calles, sus emblemáticas construcciones -y no tan emblemáticas-, o los personajes y hechos históricos relacionados con la ciudad condal, han servido para construir magníficas historias que, en muchos casos, han pervivido a lo largo de los años. Algunas de ellas, incluso, sirven como verdaderas guías para que los lectores que visitan esta ciudad, conozcan los rincones por los que transitan sus personajes. Este es, quizás, uno de los puntos fuertes de La sombra del viento: su magnífica ambientación hace que disfrutemos de todas las localizaciones que se mencionan a lo largo de los capítulos. Pero, en esta ocasión, me imagino que el lector se quedará sorprendido por el retrato que Ruiz Zafón nos hace de la capital catalana, ya que nos ofrece una visión totalmente distinta a la que estamos habituados a presenciar en literatura: una Barcelona gótica, descrita por un autor que juega con todos los elementos propios del romanticismo del siglo XIX, sin desvirtuar para nada las construcciones que utiliza para ello, y con un carácter muy visual, por lo que el lector se podrá hacer una clara idea por dónde se mueven los personajes: El Arco del Teatro, el rompeolas de la playa de la Barceloneta, el restaurante neogótico Els Quatre Gats o la zona residencial del Tibidabo son escenarios que invitan a que se les haga una visita.

El punto de partida de La sombra del viento es muy atractivo, a la par que intrigante: «Mi padre se detuvo frente a un portón de madera labrada ennegrecido por el tiempo y la humedad. Frente a nosotros se alzaba lo que me pareció el cadáver abandonado de un palacio, o un museo de ecos y sombras» (pág., 9). Desde ese momento, la vida de Daniel Sempere empezaba a dar un cambio radical, aunque él no era consciente de ese cambio. Sólo con el paso de los años se irá dando cuenta de que su vida pudo haber sido otra distinta, de no encontrarse con la novela que su padre le dijo que eligiera en ese lugar al que lo había llevado, advirtiéndole de que «lo que vas a ver hoy no se lo puedes contar a nadie. Ni a tu amigo Tomás. A nadie». La novela que había elegido era La sombra del viento. Su autor, Julián Carax. El lector presenciará cómo la obsesión se apoderará del narrador y cómo, con el devenir de los capítulos, encontrará ciertos paralelismos entre la vida de uno y otro. Y es que Daniel Sempere se quedará prendado de lo que cuenta el autor de la novela que eligió en ese cementerio de libros, hasta tal punto de que investigará sobre quién fue Julián Carax, profundizando tanto en su vida, que la suya se verá amenazada. Para ello, Ruiz Zafón elabora una trama llena de intriga y misterio, en donde la acción y el interés por los episodios que se van sucediendo está servido.
(Els Quatre Gats-Barcelona)
En La sombra del viento, Ruiz Zafón construye un verdadero puzzle. Nos encontraremos con una serie de historias que confieren a la novela un entramado muy complejo. Está claro que el autor barcelonés trabajó el argumento a conciencia para ir atando, con el paso de los capítulos, todos los cabos sueltos, aunque ya comenté en el segundo párrafo de esta reseña mi opinión al respecto. Para ello se sirve de un elenco de personajes magníficamente construidos, redondos, con sus luces y sombras. Diría que de carne y hueso; porque prácticamente cobran vida propia, y el lector los irá conociendo perfectamente: el autor profundiza mucho en la personalidad de cada uno de ellos, aunque lo hará en pequeñas dosis, para que así se conozcan perfectamente. Y en ese puzzle del que hablo, se va comprobando el efecto dominó correspondiente, ya que las situaciones que viven algunos de ellos, tendrán su repercusión en los demás personajes. Podría decirse que, en cierto modo, estamos ante una novela coral, porque una buena parte de los personajes que desfilan por sus páginas desempeñan un papel determinante en el transcurso de los episodios. El narrador, Daniel Sempere; el librero, Gustavo Barceló, Jorge y Penélope Aldaya, Nuria Monfort, Tomás y Beatriz Aguilar o el inspector Fumero y quienes con Julián Carax coincidieron en el colegio San Gabriel, tendrán un papel relevante a lo largo de los capítulos. Aunque quien más me encandiló, sin duda alguna, fue Fermín Romero de Torres: un magnífico personaje literario que le da mucho juego a la novela, y con quien el lector pasará muy buenos momentos con sus ocurrencias y comentarios en donde no falta el humor y esa sabiduría popular que atesora y procura aplicar en determinadas situaciones; el hecho de haber vivido en la calle varios años, le ha enseñado a cómo tiene que enfrentarse a la vida cuando se encuentra en un apuro. Como digo en estas ocasiones, no tienen desperdicio algunos diálogos que mantiene con Daniel Sempere.

Ya comenté también en el segundo párrafo de esta reseña el carácter metaliterario de La sombra del viento: en ella se hace referencia a libros, libreros, autores -malditos unos, otros no tanto- bibliotecas; referencias a la lectura, a la escritura e incluso a la corrección de texto, aunque en este caso sea con mala fe, como le ocurre a uno de los personajes. Pero también hay guiños a Conan Doyle, ya que la investigación que llevan a cabo Daniel Sempere y Fermín Romero de Torres la realizan siguiendo, en cierto modo, las pautas de Sherlock Holmes y Watson. Hay ciertos pasajes del relato escrito por Nuria Monfort bajo el título Memoria de aparecidos, en los que hay escenas que me recordaron a la novela de H. G. Wells, El hombre invisible. Incluso me llamó la atención una nota que recibe Daniel Sempere de Fermín, y que lleva la firma de El tercer hombre: ¿les suena?
(El Tibidabo-Barcelona)
Pese a algunos peros que le pongo a la novela, vuelvo a recalcar que merece la pena su lectura, porque contiene un entramado muy atractivo para el lector, en donde se encontrará con ingredientes como misterio, suspense, amistad, escenas costumbristas, episodios históricos, y romances que tienen rasgos propios de los autores del romanticismo décimononico -aunque por momentos se alejan de esos cánones y se convierten en más pasionales-, en donde tampoco faltan algunas escenas propias de novela negra. Y todo ello aderezado con una ambientación que, aunque los rasgos góticos son los que dominan a lo largo de los capítulos, nos muestran cómo era la vida en aquellos difíciles años de la posguerra: período en el que se desarrolla la mayor parte de la trama. 

De las opiniones que el lector encuentra al principio de la novela, me quedo con una parte de lo que dice el Sunday Telegrahp sobre ella: «Humor, terror, política y romance están muy bien dosificados...y el efecto en su conjunto es del todo satisfactorio». Suscribo también lo que dice de su influencia como ex-guionista, que se nota, sobre todo, en las escenas que refleja a lo largo de los capítulos. 

La sombra del viento está escrita con un estilo muy directo y absorbente. Aunque, pese a lo que acabo de comentar, el ritmo se me hizo un tanto lento en algunas fases. Utiliza un lenguaje efectivo y adaptado en los diálogos a la condición social de cada uno



Biografía:




Carlos Ruiz Zafón es uno de los autores más reconocidos de la literatura internacional de nuestros días y el escritor español más leído en todo el mundo después de Cervantes. Sus obras han sido traducidas a más de cincuenta idiomas. En 1993 se da a conocer con El Príncipe de la Niebla, que forma, con El Palacio de la Medianoche y Las Luces de Septiembre, la Trilogía de la Niebla. En 1998 llega Marina. En 2001 publica La Sombra del Viento, la primera novela de la saga de El Cementerio de los Libros Olvidados, que incluye El Juego del Ángel, El Prisionero del Cielo y El Laberinto de los Espíritus, un universo literario que se ha convertido en uno de los grandes fenómenos de las letras contemporáneas en los cinco continentes.

Nota: Datos técnicos, sinopsis, biografía y fotografía del autor, tomadas de la web de la editorial. Imágenes que acompañan al cuerpo de la reseña, de google imágenes.



32 comentarios:

  1. Ay las expectativas. Es una novela de la que todos hemos hablado maravillas y claro uno pone el listón muy alto

    ResponderEliminar
  2. Lo leí cuando se publicó y creo que me gustó un poco más que a ti. Era la novedad y era diferente a lo que se estaba publicando.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Yo la leo cuando se publicó y me encantó, de hecho es una de mis novelas preferidas. Tú quizás esperabas demasiado o, simplemente, te ha gustado pero no entusiasmado. Aún así me alegro de que te haya gustado. No sé si tienes intención de seguir leyendo las novelas de la serie.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. La leí hace ya bastantes años, y mi mente ha borrado absolutamente todos los "peros" que pude ponerle en su momento, si es que hubo alguno. Lo que sí puedo decirte es que este título, aunque sea el más emblemático, no es mi favorito de la saga y te animo a seguir leyéndola.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Yo también la leí en su día y creo que merece una relectura porque me quedé con cierto gusto a que esperaba más tal y como lo habían contado.

    ResponderEliminar
  6. Lo leí cuando se editó por primera vez, luego vinieron la segunda y la tercera. En breve leeré la cuarta entrega. Me gusta el estilo del escritor y las novelas son entretenidas, pero creo que está aprovechando demasiado el tirón del éxito comercial de la primera.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola Paco!

    Yo con Ruiz Zafón mantengo una relación (digo mantengo y no mantenemos porque el pobre no tiene ni idea de dicha existencia sentimental) de amor odio-rabia, difícil de explicar. Vamos a ver: yo leo sus libros y me gustan, los disfruto, los recomiendo...pero luego los dejo en una estantería sin más. Siempre espero más de él, pongo el listón tan alto desde que leí su primera novela, que luego todos son pegas y pequeñas decepciones. Aún así, sigo leyéndole, pero le digo al final: esperaba más de ti, carinyet!!! ea.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  8. Yo también lo leí hace años y recuerdo que me encantó. Se convirtió en una de mis novelas favoritas. Sin embargo, no acabo de decidirme por las siguientes, pero creo que acabaré sucumbiendo a ellas.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Hoy nos traes una novela que ya casi se ha convertido en un clásico. Coincido contigo en lo del final complicado y en algunos hechos algo retorcidos que hubiesen encajado mejor si se hubiese optado por al sencillez de trama. También coincido en señalar los magníficos personajes y el romanticismo que tan bien se le da a Ruiz Zafón cuando pasea por las calles de mi ciudad ;-) De todas formas, reconozco que a mí me gusta mucho más el Carlos Ruíz Zafón de antes de que "La sombra de viento" lo convirtiese en super-ventas. Bss

    ResponderEliminar
  10. Supongo que es eso, las expectativas. Yo lo leí cuando salió y me encantó y lo volví a leer cuando siguieron los siguientes para ponerme al día pero esos ya no me han convencido tanto.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Me encantó esta novela, es maravillosa. Las dos siguientes bueno... con suerte dispar. A ver si leo pronto la última.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Es una de las lecturas más bonitas de mi vida aunque quizá di la leyera ahora le exigiría mucho más. La experiencia te da y te quita.
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. La leí hace mucho tiempo y me gustó, sobre todo porque el tema me pareció muy original. No obstante, me ocurrió lo mismo que a ti, que esperaba más de esa maravilla literaria de la que todo el mundo hablaba. ¡Abrazos!

    ResponderEliminar
  14. La recuerdo con mucho cariño, aunque la leí hace ya una vida. También es verdad que disfruté mucho más de Marina, no me la esperaba así.

    ResponderEliminar
  15. Pues yo soy otra de las que tiene a Zafón también pendiente, y además sin muchas ganas de ponerme con él porque precisamente me da la sensación de que no llegaría a parecerme tampoco para tanto. Supongo que lo leeré con el tiempo, pero la verdad es que no es una prioridad. Te agradezco mucho la sinceridad, Paco.

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  16. A mi me gustó mucho más que a ti, de hecho es de mis libros favoritos
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Creo que ye te lo he comentado, pero por si un caso.... yo leí la trilogía entera hace un par de años, es decir, ya había pasado todo el boom mediático pero de largo, largo... y me encantó!! Mi preferido es La sombra del viento, pero el segundo tiene faceta psicológica que es, a mi parecer, bestial...
    Es verdad, que es un autor para leer con calma, porque exige concentración... su prosa es elaborada y el argumento también tiene su "enredo", por así decirlo... quizás por eso se te hizo algo largo... yo también tardé su tiempo en leerlo, pero me de acuerdo de las buenas sensaciones que tenía, incluso hay capítulos que los dejaba para leer de día y no de noche porque me daban escalofríos... jejejejej!!!!
    Y bueno... que un libro no puede gustar a todos por igual y ya está... ;)

    ResponderEliminar
  18. Novelón, me encantó en su día aunque coincido en que había momentos muy lentos, pero tiene un no sé qué que me cautivó. Hace tanto que lo leí que apenas recuerdo la historia, sin duda merece una relectura.
    Saludos!

    ResponderEliminar
  19. La leí hace años y creo que iba con las expectativas muy altas. La disfruté pero no tanto como esperaba, como te ha pasado a ti.
    Besotes!!

    ResponderEliminar
  20. En su momento me encantó. Me absorbió totalmente. Eso sí la siguiente una decepción, y ya no seguí.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  21. La leí cuando se publicó y en su momento me gustó, este año pensaba releerla y continuar con el resto de la serie. Quizá aun lo haga, veremos como va el año lector. Besinos.

    ResponderEliminar
  22. Me pasó que empecé al leer el libro y lo dejé, también tenía las expectativas altas. Pero como a pesar de tus "peros" la sigues recomendando creo que volveré a cogerla, a veces simplemente no es el mejor momento para un libro y después de un tiempo se siente de otra manera.
    Besos.

    ResponderEliminar
  23. Las expectativas siempre se suelen convertir en un problema, yo la leí hace años, cuando se publicó, y me encantó
    Besos

    ResponderEliminar
  24. Soy de los que piensa que Ruiz Zafón ha escrito un solo libro que merezca la pena: éste. Su comienzo es fantástico, emotivo, directo. El resto también vale la pena, desde luego. Seguramente es el más adulto.

    El resto de los suyos... bueno, literatura juvenil (y no de la buena). Sobre todo, hay en todos ellos los mismos elementos: atardeceres, cementerios, misterio, algo del más allá, Barcelona, gente atormentada...

    A mí dejó de interesarme cuando vi que sus secuelas/precuelas o lo que sea eran una máquina editorial de novedades y no de libros de calidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Exactamente lo mismo que pienso yo. Pero este libro vale la pena. Es casi raro que un autor tan previsible se marque esta novela, que va más allá. Pero luego ha vuelto por donde solía.

      Eliminar
  25. Me encantó, uno de mis favoritos junto con el de Marina. Tuve la suerte de conocer al autor este año en una charla que dio en un teatro de Sevilla.

    Un abrazo ;)

    ResponderEliminar
  26. A mi la novela me encantó, si bien como ya se ha comentado, todo a su debido tiempo. Seguro que si la leo ahora le encontraría más pegas. Un aliciente positivo para mí es que se desarrolle en mi ciudad, por lo que por ahí, me engancha más quizá. También como te ha pasado a ti, el componente metaliterario que contiene me encanta. Un abrazo

    ResponderEliminar
  27. Yo es que lo leí hace mucho tiempo, cuando todavía no había tanto boom.. y la verdad me gustó mucho. Lo que pasa es que después no he continuado con los restantes pero andan por casa todos. Besos

    ResponderEliminar
  28. Lo leí al poco de su publicación y me fascinó. Es de mis libros favoritos y no le encontré en ese momento los peros que comentas. Tengo los dos últimos por leer y me apetece antes releer los anteriores
    Besos

    ResponderEliminar
  29. En su momento el autor hizo una propuesta novedosa, y estoy de acuerdo con algunos de los comentarios anteriores en el sentido de que este es su mejor libro con diferencia. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  30. Hola; yo apenas empecé a leerlo hace 3 diás, Llevo leído poco menos de la cuarta parte, pero aún no consigo encontrar una trama .......por eso quise buscar opiniones.
    Hasta el momento solo es la historia de un chiquillo q ya tiene 19 años......
    Cuándo inicia algo de trama???....la lectura es espectacular, cierto, pero no consigo una historia que me atrape...QUE ME DICE???

    ResponderEliminar
  31. Coincido contigo en que la parte metaliteraria está genial, el problema me lo he encontrado con la narrativa, tiene una prosa demasiado poética, artificial, y eso no me convenció en absoluto. Lo terminé, pero me costó lo suyo :/

    ResponderEliminar